Sede mundial de la Iglesia Adventista pide a los empleados que trabajen a distancia hasta el 30 de marzo como respuesta a la pandemia del COVID-19

Oficinas de la Asociación general de la Iglesia Adventista del 7° día.
Oficinas de la Asociación general de la Iglesia Adventista del 7° día.

15 de marzo de 2020 | Silver Spring, Maryland, Estados Unidos | ANN | @INunoa

 

El liderazgo de la sede de la Iglesia Adventista ha decidido que sus empleados trabajen a distancia hasta el 30 de marzo de 2020.

 

Con la intención de mostrar una abundancia de precaución y atención por la comunidad a la que servimos, el liderazgo de la sede de la Iglesia Adventista ha decidido que los empleados trabajen a distancia hasta el 30 de marzo de 2020. Esta es una respuesta de precaución debido al creciente índice de sospechas relacionadas con la pandemia del COVID-19.

 

Ted N. C. Wilson, presidente de Iglesia Adventista del Séptimo Día, enfatizó que la tarea de la Iglesia Adventista seguirá adelante. Wilson dijo: “Aunque el acceso al edificio será sumamente limitado, la Asociación General continuará operando a distancia por medio de numerosas herramientas tecnológicas como Zoom, Office365 y acceso por VPN. Los empleados que trabajan por hora continuarán recibiendo su pago durante ese período”.

 

El jueves 12 de marzo, los líderes de la Asociación General se reunió para evaluar los viajes de sus empleados. En esa instancia, se implementaron restricciones a los viajes y a los empleados que estaban viajando se les pidió que regresaran a sus hogares.

 

Ahora, en un esfuerzo para proteger aún más a los empleados y a la comunidad circundante, se ha tomado la decisión de restringir el acceso al edificio de la sede central de la Iglesia Adventista durante dos semanas.

 

El 11 de marzo, la Organización Mundial de la Salud declaró que el COVID-19 es una pandemia. Hasta el momento, el virus ha infectado a más de 130 mil personas, y se han producido más de cinco mil muertes.

 

El objetivo de estos cambios temporarios es brindar una zona de protección que ayude a enlentecer la diseminación del COVID-19 en nuestras comunidades. Siempre debería tenerse cuidado de seguir las pautas simples de cuidado de la salud que ha brindado el Centro de Control de las Enfermedades y los expertos médicos. Entre ellos están:

 

  1. Lavarse con detenimiento las manos con agua y jabón; usar alcohol en gel con al menos un sesenta por ciento de alcohol cuando no sea posible lavarse las manos.
  2. Cubrirse la boca y la nariz al toser y estornudar. Si no tienen un pañuelo de papel a mano, utilice su brazo o manga para cubrirse la boca y la nariz.
  3. Mantenga una distancia segura de los demás; y evite dar la mano, dar abrazos, etc.
  4. Desinfecte la zona donde vive y trabaja todos los días.
  5. Si está enfermo, quédese en la casa.
  6. Busque tratamiento médico si siente alguno de los síntomas asociados al COVID-19.

 

Los líderes de la Iglesia Adventista mundial piden, en este tiempo, que todos los miembros permanezcan vigilantes y sigan operando de la mejor y más responsable manera para proteger a sus comunidades. El director de Ministerios de Salud de la Iglesia Adventista mundial, el doctor Peter Landless, enfatizó que este cierre no significa que la obra de la Iglesia Adventista se detiene. “La Iglesia Adventista continuará trabajando duro y trabajando en forma apropiada. No estamos cerrando por completo. Tenemos que seguir las pautas de las jurisdicciones en las que vivimos, pero continuaremos trabajando”.

 

Lo que es más importante, los líderes piden a los miembros que oren. Oremos por lo que están trabajando para curar a los enfermos. Oremos por los que están luchando contra la enfermedad, y oremos por los líderes del mundo y los médicos que tienen que tomar decisiones difíciles para reducir esta pandemia.

 

Wilson pidió a los miembros que sean un ejemplo para los que los rodean. “Sean un ancla de estabilidad. Sean una columna de esperanza, todos afirmados en Jesucristo”, dijo. “Los insto a que sean un sólido testimonio y testigos del Señor. Dios quiere que sean sus testigos especiales para él aun en este momento de creciente preocupación y conducta caótica. Sean personas firmes, afianzadas en la roca, en Jesucristo, mientras participan de manera apropiada en Todo Miembro Involucrado”.

 

Algunos han preguntado de qué manera el COVID-19 impactará el Congreso de la Asociación General 2020 en Indianápolis, Indiana, planificado para este verano. Los planes siguen en pie para el congreso, pero los líderes de la iglesia mundial seguirán monitoreando y efectuando revisiones de la situación todo el tiempo. La principal prioridad será la salud y la seguridad de todos. Pondremos actualizaciones en Session.Adventist.Org con la información más actual sobre el tema.

 

Recursos:

 

Además de estos recursos, por favor vea con sus iglesias locales, asociaciones o uniones para tener mayor información sobre cierres, cancelaciones y medidas de prevención.

 

Enlace a la página web de Adventist Risk Management: https://adventistrisk.org/en-us/safety-resources/solutions-newsletter/2020/march/information-regarding-coronavirus-covid19-naden

Artículo del doctor Peter Landless, director de Ministerios de Salud de la Asociación General: http://healthministries.com/articles/homepage/coronavirus-update

Enlace a la página de precauciones de viaje del Departamento de Estado de los Estados Unidos: https://travel.state.gov/content/travel/en/traveladvisories/traveladvisories.html/

Enlace al COVID-19 de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC): https://www.cdc.gov/coronavirus/2019-ncov/index.html

Enlace al COVID-19 de la Organización Mundial de la Salud:https://www.who.int/emergencies/diseases/novel-coronavirus-2019

Enlace al COVID-19 de la página de Recursos para los Hogares: https://www.cdc.gov/coronavirus/2019-ncov/community/home/index.html

Traducción de Marcos Paseggi

Escribir comentario

Comentarios: 0